Traductor

Como quitarle el chupete a un niño

¿Dejará el chupete él solo? ¿Qué hay que hacer para que no coja traumas el niño? ¿El chupete es perjudicial? ¿Hay trucos para quitarle el chupete?

¿Dejará el chupete él solo?

quitar el chupete

Sí, si usa el chupete o se chupa el dedo ocasionalmente: antes de ir a la cama, si está enfadado o aburrido, cuando ha recibido un susto o en el momento en que coge el sueño.

En estos casos, lo habitual es que vaya abandonando espontáneamente es acostumbre, de manera gradual hasta olvidarse de su existencia, o de un día para otro.

No es bueno arrebatarle el chupete de golpe, ni tampoco no contar con el niño o niña para ello. Tu peque tiene mucho que decir y sería genial que fuese él quien decidiese cuál es el momento para hacerse mayor y tirar el chupete, o entregarlo a los Reyes Magos, o enviarlo por correo,  porque ya no lo necesita para dormir.

¿Qué hay que hacer para que no coja traumas el niño?

1. No obsesionarse

Conviene que los padres sean conscientes de que sus estímulos son muy importantes: si el niño detecta que hay una preocupación familiar para que deje el chupete, puede mostrar mayor resistencia.

2. Dejarlo gradualmente

Empezar, por ejemplo, a dárselo solo por la noche para dormir, en momentos de crisis, o aprovechar una situación de ruptura con la rutina habitual, un fin de semana en casa de los abuelos, unas vacaciones... Entonces, le explicaremos que igual que hoy no dormimos en casa, cosa que es un cambio importante, tampoco lo hacemos con chupete, que es otro cambio.

3. No tomar medidas drásticas

Tirar los chupetes de pronto, poner sobre ellos sustancias amargas, amenazar o castigar, no solo no suele funcionar, sino que es contraproducente. Puede crear un trauma al pequeño y, en ese momento, necesitará su chupete (su consuelo, su amigo) mucho más que antes.

4. Ponerse de acuerdo con él

Hay que conseguir la colaboración del niño. Le proponemos dejarlo en un lugar determinado y le pedimos que solo lo reclame cuando de verdad lo necesite. Solamente se lo daremos en esos casos. También podemos pactar en qué situaciones puede usar el chupete y en cuáles no.

5. Negociar

Podemos probar a negociar con el pequeño una posible fecha de abandono: su cumple, las próximas vacaciones, la semana que viene... o intercambiarlo por un regalo que le haga mucha ilusión. Si lo deja debajo de la almohada, al día siguiente se encontrará con un regalito de parte del Hada de los Chupetes de los niños mayores...

6. No impacientarse

Conviene recordar que los niños no son adultos pequeñitos, sino unas personas que están desarrollando su vida a todos los niveles, por lo que hay que prestarles atención y bajar a su nivel, esto es, procurar entender al niño y no viceversa.

7. Elogios y amor

Cualquiera que sea el método que usemos, hay que premiarle con besos, abrazos y mimos por sus pequeños o grandes logros. Así, a medida que pasen los días y use menos y menos el chupete, llegará el momento en que sólo lo quiera por la noche y, pasado un tiempo, ni eso.


chupete

¿El chupete es perjudicial?

Si cumplidos los tres años el niño no abandona el chupete ni de día ni de noche, puede llegar a deformar la parte del paladar duro o provocar deformaciones dentarias, como que el maxilar superior se desplace hacia delante o que al cerrar la boca los dientes superiores no coincidan con los inferiores.

En tal caso, la masticación, la pronunciación o la respiración pueden verse afectadas. Pero ese riesgo es mínimo si el niño deja de chupar entre los dos y los tres años. E, incluso, si se prolonga más en el tiempo, las posibles anomalías se suelen corregir espontáneamente cuando se deja el chupete antes de los cinco años.

¿Hay trucos para quitarle el chupete?

Hay padres muy drásticos que de la noche a la mañana hacen desaparecer el chupete como por arte de magia, pero lo más pedagógico es hacerlo poco a poco.

Difrax, la marca holandesa de artículos para el bebé de la que os hablé en su momento (por cierto, tiene cosas muy bonitas) ha creado una guía para dejar el chupete llamada El libro para dejar el chupete que se puede descargar de forma gratuita en internet.

Consiste en un programa de 15 días con un calendario y un sistema de premios con pegatinas que el niño va colocando a modo de recompensa. Hay que seguir los consejos de Sú Sú, el hada de los chupetes, a quien al finalizar el programa se le envía por correo el chupete abandonado.

*Si crees que tu hijo puede comprender el concepto de regalar, coméntale que le darás el chupón a un bebé que lo necesita más o que se lo cambiarás por algo muy especial. Eso podría terminar con su adicción.

En todos los casos le recomendamos consultar con su médico, terapeuta u otro profesional de la salud competente. La información contenida en este artículo tiene una función meramente informativa.

 Autora:
 Mujeractual  

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Artículos interesantes