Traductor

Cuál es el tratamiento para el acné

¿Qué es el acné? ¿Cómo se forma el acné? ¿Cuál es el pronóstico del acné? ¿Cuál es el tratamiento del acné?

¿Qué es el acné?

acné

El término acné engloba a una serie de alteraciones de la piel que aparecen fundamentalmente durante la adolescencia en la cara, el cuello, el pecho, la espalda, los hombros e incluso las nalgas. Se trata de la dermatosis más frecuente, afectando al 80% de todos los individuos en algún momento de su vida, pese a lo cual no es simplemente un problema cosmético sino una enfermedad de la piel propiamente dicha.

El acné afecta a los jóvenes de ambos sexos si bien resulta más frecuente entre los varones, sin embargo no es extraño que siga manifestándose entre los adultos jóvenes e incluso por encima de los 40 años de edad. Parece existir una cierta predisposición familiar para desarrollar esta enfermedad.


¿Cómo se forma el acné?

Durante el periodo de adolescencia o pubertad, los andrógenos y hormonas sexuales masculinas (presentes tanto en el hombre como en la mujer) estimulan el crecimiento y la producción de las glándulas sebáceas de la piel. Estas glándulas, que están en relación con un folículo piloso, secretan a través de los poros de la piel una grasa o sebo necesaria para mantenerla lubricada. Las hormonas sexuales femeninas, especialmente los estrógenos, tienen un efecto contrario sobre la piel.

La grasa producida por las glándulas sebáceas junto con cúmulos celulares provenientes del folículo piloso pueden taponar los poros o los conductos de salida hacia la piel, produciéndose una obstrucción o taponamiento sobre la que crecen bacterias (especialmente el tipo llamado Propionibacterium acnés). Como consecuencia de esto, se produce una reacción inflamatoria local que puede destruir la unidad pilosebácea, que recordemos que está formada por la glándula sebácea y el folículo piloso o pelo.

El sebo, las bacterias y los restos celulares del folículo piloso que se acumulan en torno a esta obstrucción acaban por derramarse en la piel, junto con el pus formado por el sistema defensivo para hacer frente a la presencia de bacterias.
acné

¿Cuál es el pronóstico del acné?

En la mayoría de casos, las lesiones del acné remiten o desaparecen al superar la pubertad. Con el tratamiento adecuado éstas pueden ser controladas de tal manera que no supongan un deterioro estético importante. El acné en general no es una patología peligrosa salvo que no se traten las formas más graves.

Algunos estudios demuestran incluso que hasta el 5% de los jóvenes con acné han pensado alguna vez en el suicidio como consecuencia del aspecto de su piel y la pérdida de la autoestima ocasionada.

Por tanto es necesario un apoyo del entorno familiar del individuo y un conocimiento apropiado de la enfermedad que ayude a la persistencia en el tratamiento pero con una preocupación adecuada por la misma.

¿Cuál es el tratamiento del acné?

El tratamiento del acné se basa en el empleo de medidas que eviten la formación de nuevas lesiones y ayuden a sanar las ya existentes. Es un tratamiento personalizado, que debe ser indicado por el especialista según las características de cada individuo, por lo que se recomienda evitar terapias aconsejadas aunque hayan funcionado en otros casos. No suelen existir tratamientos milagrosos en medicina, y mucho menos en una patología tan arraigada como el acné.

Las medidas generales son:

  • Limpieza de la piel con jabón sin esencias de forma diaria durante tres o cinco minutos, con suavidad y sin presionar las zonas doloridas. No se deben utilizar sustancias abrasivas sobre la piel.
  • Prevenir y combatir la caspa del cuero cabelludo y mantener el cabello fuera de la cara, para evitar el paso de la grasa hacia ésta. Se recomiendan lavados de cabeza dos veces por semana.
  • Evitar la manipulación de espinillas o granos, salvo por el especialista, ya que puede aumentar la inflamación o diseminar la infección a través de la vía nerviosa.
  • Exposición al sol o rayos ultravioletas aunque con las debidas precauciones.
  • Utilizar una toalla limpia cada día para impedir el retorno de la grasa y las bacterias de nuevo a la cara.

En todos los casos le recomendamos consultar con su médico, terapeuta u otro profesional de la salud competente. La información contenida en este artículo tiene una función meramente informativa.

 Autora:
 Mujeractual  

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Artículos interesantes