Traductor

Los primeros pasos del bebé, cuando comienza a andar


¿Cuándo comienza a andar el bebé? ¿Con cuántos meses consigue gatear, andar y hablar? ¿Cómo puedes estimular su desarrollo? ¿Cómo camina mi bebé?












¿Cuándo comienza a andar el bebé?

El rango de evolución del niño que comienza a andar oscila entre uno y tres años de edad. La seguridad de estos niños es muy importante durante este período ya que en esta etapa ocurren más accidentes que en cualquier otra de la niñez. La disciplina consistente es también muy importante a esta edad, donde las rabietas pueden ser un acontecer diario. Es importante para el niño aprender de la experiencia y ser capaz de apoyarse en límites sólidos y consistentes al definir conductas aceptables e inaceptables.



¿Con cuántos meses consigue gatear, andar y hablar?
  • De 7 a 9 meses comienza a gatear
  • Se pone de pie solo hacia los 12 meses
  • Camina bien entre los 12 y los 15 meses (si el niño no está caminando a los 18 meses, debe ser evaluado por un médico)
  • Aprende a caminar hacia atrás y a subir escalones con ayuda aproximadamente a los 16 a 18 meses
  • Lanza una pelota con la mano y patea una pelota hacia adelante aproximadamente a los 18 a 24 meses
  • Salta en el sitio donde está aproximadamente a los 24 meses
  • Monta en triciclo y se para brevemente en un pie aproximadamente hacia los 36 meses
  • Hace una torre de tres cubos aproximadamente a los 15 meses
  • Hace garabatos hacia los 15 a 18 meses
  • Puede usar una cuchara y beber de una taza hacia los 24 meses
  • Puede copiar un círculo hacia los 36 meses

El desarrollo normal del lenguaje en un niño que empieza a caminar típicamente incluye:
  • Utiliza 2 a 3 palabras (distintas a mamá y papá) entre los 12 y los 15 meses
  • Entiende y acata órdenes simples ("llévale a mamá) a los 14 a 16 meses
  • Nombra dibujos de objetos y animales entre los 18 y los 24 meses
  • Señala las partes del cuerpo nombradas entre los 18 y los 24 meses
  • Comienza a decir su propio nombre entre los 22 y los 24 meses
  • Combina 2 palabras entre los 16 y los 24 meses (existe un rango de edades en las cuales los niños son capaces de combinar por primera vez palabras dentro de oraciones; si un niño no puede hacerlo a los 24 meses, los padres deben consultar con su médico)
  • Conoce el género y la edad hacia los 36 meses



¿Cómo puedes estimular su desarrollo?

Para estimular su desarrollo y ayudarle en el proceso, puedes seguir una serie de pautas y recomendaciones muy útiles:
  • Cuidado con las caídas. Una caída o un golpe fuerte en los primeros intentos pueden crearle inseguridad y miedo. Los golpes son inevitables, aunque la mayoría no suelen tener consecuencias graves. Tu actitud ante la caída es fundamental porque el niño notará si te preocupas o no, si te asustas, y de estas reacciones dependerán sus miedos. Por lo general no hay que dar importancia a las caídas en las que no le ocurre nada. Atenderle siempre, pero no hacer de ello un drama.
  • Evita la sobreprotección. Es importante dejarle experimentar, probar cosas nuevas, que se caiga las veces necesarias, dejarle la máxima libertad posible. Eso sí, intenta hacer de tu casa un lugar seguro de entrenamiento: elimina todos los obstáculos y muebles que le puedan causar un golpe grave. 
  • Estimúlale jugando. El juego debe ser el motor de su aprendizaje, que el niño se divierta aprendiendo. Introduce la música en sus primeros pasos, realiza ejercicios con él (flexiones de piernas, agacharse y levantarse, dar saltitos, etc.). Saltar sobre un cojín, el sofá o la cama les encanta y estimula su sentido del equilibrio (ten cuidado porque pueden hacerse daño. Sujétale de las manos).
  • Los primeros pasos, descalzo. Andar descalzo, asido por una mano, ayuda a estimular la capacidad de agarre de los dedos. Si hace frío, recuerda ponerle calcetines antideslizantes. Es bueno que camine por superficies irregulares como la arena, la hierba…
  • Aplaude cada progreso que realice. Anímale, pero no le presiones ni le obligues a hacerlo rápidamente.



¿Cómo camina mi bebé?

Al principio de este proceso, el niño camina con las piernas separadas y los pies apuntando hacia fuera. Esto le hace avanzar balanceándose de lado a lado, por lo que pierde el equilibrio con facilidad. Poco a poco, y tras muchas caídas, el niño aprende a estabilizar su andar juntando más las piernas, colocando los pies paralelos, dando pasos más cortos y utilizando los brazos para equilibrarse. Esto le impide sujetar cosas con las manos mientras camina.

Hasta el final del segundo año todavía tropieza usualmente. Para levantarse apoya primero las manos y estira los brazos, luego levanta el culito mientras coloca las piernas flexionadas debajo del cuerpo, entonces las estira y levanta el tronco.


En todos los casos le recomendamos consultar con su médico, terapeuta u otro profesional de la salud competente. La información contenida en este artículo tiene una función meramente informativa.
 Autora:
 Mujeractual  

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Artículos interesantes